La fachada bogotana 120 – Ricaurte

La fachada bogotana 120 – Ricaurte

A esa casa, a esa cuadra, aventuro, llegó mi mamá a Bogotá, luego de dejar el campo.

*

El 26 de enero de este año comencé este ejercicio de dibujo, de disciplina, de escritura, de caminatas, de fotos, de historias, de trasnochos. Y, si quisiera, podría seguir sumando palabras a esa lista, porque así mismo creció este proyecto.

Ayer, 26 de mayo, cumplí mi primera meta: recorrer Bogotá en sus 20 localidades, junto a dos municipios (Soacha y Chía) y dibujar a diario una fachada bogotana durante cuatro meses. Hoy no solo tengo 120 fachadas, sino la idea de un libro, esta página web y muchas otras cosas que son y serán, en buena parte, gracias a ustedes.

Seguiré dibujando, seguiré trabajando en este proyecto, no solo hasta que salga el libro, sino lo que fluya.

*

El día 1, tal vez sin querer, improvisé una fachada de Santa Fe, el barrio donde creció mi hermano, donde vivió mi mamá, donde aún quedan rastros de mi familia materna. Hoy culmino la primera fase de este ejercicio con la fachada 120, Ricaurte, con esa cuadra que cerraban cada diciembre para celebrar navidad, y en la que solo puedo recordar a mi madre bailando –tal vez flotando– La paloma guarumera.

Final fachada

Ahora comienza la fase de hacer realidad el libro y, de paso, de que Fredy (@milserifas) lleve a buen puerto su proyecto de crear una editorial. Ambos proyectos necesitan de su contribución y sé que entre todos lo haremos posible (ahora comienzo a entonar cánticos como Mockus).

Para cerrar este discurso premios Oscar, quiero agradecer el trabajo de toda “la empresa fachada”, de quienes me acompañaron en cada recorrido o me sugirieron lugares, bibliografía y tantas otras cosas.

*

“Me conformo con que alguien sienta y su corazón lata de otro modo. […] El corazón tiene derecho a una sorpresa’’ (Juan Villoro).

 

 

 

Comments 22

  • juan dice:

    la sorpresa, el rubor, la candela, la candidez, de quien encuentra en el pasado, perdón, en el paso que me conduce al trazo transitado por el gen con cara, rostro, fachada, la rama que sabe de la savia venida de raíz, raíz torpemente enraizada por el cemento que la ahoga, bueno, eso somos, tú sabes

  • ANDREA dice:

    Me encanta, todo me gusta. Pronostico éxito, seguro te irá muy bien.

  • Paola dice:

    Tu trabajo es maravilloso!
    Mi favorita es la de Santa Ana Sur, siempre la llamé “La casa del terror” e ingenuamente cuando pequeña pensaba que ese iba a ser mi nuevo colegio.
    Te felicito, es muy inspirador.
    Solo verifica porfa el link del primes mes porque a mi me direcciona a FachadasVsRealidad y no pude ver la galería.

  • Irene U dice:

    ¡Felicitaciones por tanto trabajo bien hecho! Muchos éxitos en todo lo que viene :’)

  • Diana dice:

    Esto me hace muy feliz, cuchara. Abrazos.

  • Sandra Peñalosa dice:

    Una belleza… Felicitaciones Liz, es otra forma de conocer la Bogotá bonita y que muchos olvidan o simplemente no conocen por esa sombría realidad que la cobija. Un abrazo.

  • Don Nadie dice:

    Toda empresa es una fachada pero la suya ha sido la mejor que he conocido. No tengo certeza de por qué la sigo en Twitter, pero fue gracias a ello que vi como cada tanto (tengo enormes problemas con el tiempo) publicaba una nueva fachada. Sobre todo me ha conmovido la sinceridad con que usted se expresa por dicho medio. Eso lo resalto como algo que me gusta enormemente. En fin, que lo que quería decir es que cada fachada que usted subía tocaba fibras muy dentro de mí, pues soy un vividor y nostálgico de esta ciudad, y en recientes desplazamientos que he tenido por ella (algunos sitios capturados por sus bellos dibujos), sentí tremendos retorcijones de alma que me terminaron llevando a desahogarme con la escritura (es mi empresa fachada de muy bajo perfil).

    Perdone usted el abuso de confianza pero creo que escribir un comentario tan extenso a alguien a quien no conozco puede pasar por un mal modal (¿el mal nos moldea?). Solo quería comentarle que sus dibujos incitaron mi escritura y ante mi imposibilidad (seguro que por pereza o desidia) de dibujar simplemente le tomo una foto a esas fachadas de mi mundo y cuento pequeñas historias de un diario abierto al público pero escondido de todas las miradas.

    Saludos, y brindo por su perseverancia (barrio muy bonito).

  • Christian Aguillon dice:

    Este trabajo es la muestra de que las cosas hechas con pasión, por mas pequeñas que sean físicamente mayor valor emocional tendrán .Me encanta ,es de admirar.

  • Iván dice:

    excelente Liz, un muy buen proyecto que puede seguir sumando logros, ánimo que todo lo que viene es cada vez mejor, un gran abrazo (sin coqueteo, fresca).

  • Yo era uno de los que silenciosamente esperaba una fachada todos los días y tratando de reconocer donde era. La que más recuerdo es la de la 63 con Caracas, la reconocí de inmediato y la confronte contra la realidad, allí se nota el trabajo detallado y serio para sacar el proyecto adelante. Felicitaciones muy buen trabajo, queda un documento histórico y emotivo de los barrios tradicionales de nuestra ciudad.

    • Lizeth León dice:

      Qué mensaje tan bonito, Luis. Es de esas reacciones que no terminan de sorprenderme y emocionarme. Gracias por escribirlo, además.

  • Ana María Mesa dice:

    Hermoso esto, Liz. Felicitaciones, qué determinación tan bonita. Participaré de lo que proponen. Voy a ver bien de qué se trata, pero ya me lo imagino. Muchos picos y muchas, muchas felicitaciones.

  • Carolina dice:

    Hermoso proyecto Lizeth. Brindo por este comienzo y por que nos brindes mucho más de tu talento.

  • Fujazz dice:

    Precioso trabajo

  • Juanerre dice:

    Felicidades, muchos éxitos y mucha “bellesura” ole

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada, los campos obligatorios están marcados *

Copyright © 2015 Lizeth León. Designed by LXIV. Todos los derechos reservados.